¿Podría el café ser la raíz del problema de inmigración? y ¿cuál es el rol de Comercio Justo?

Respuesta de Fair Trade USA al artículo de Washington Post ‘El problema de inmigración es un problema de café’

Fair Trade USA® se compromete a utilizar nuestro modelo para ayudar a que los productores se queden en su granja y puedan vivir de manera decente y, al mismo tiempo, mejoren sus comunidades y creen un mejor futuro para sus familias en la volátil industria que produce la bebida favorita de Estados Unidos. Desde la fundación, hemos sido muy conscientes de la conexión entre la inmigración a los Estados Unidos y la imposibilidad de los productores y trabajadores del café de vivir de manera sustentable en la industria, especialmente cuando bajan los precios de mercado.

Como lo señala Kevin Sieff en su artículo del 11 de junio en el Washington Post ‘El problema de la inmigración es un problema de café’, los últimos años han sido de los más difíciles para muchos productores de café de latinoamérica.  El precio de mercado C ha caído de alrededor de $2 la libra de café en 2014 a $0,89 en 2019, y los productores a pequeña escala no pueden cubrir ni siquiera los más básicos costos asociados con la producción.

Cuando Fair Trade USA se inició en 1998, había una crisis de precios muy similar.  Si bien nos duele profundamente ver cómo vuelve a suceder el mismo tipo de crisis, nuestro modelo, que fue creado con ayuda de organizaciones de agricultores, defensores y la industria, fue diseñado para los altibajos del mercado.  Comercio Justo apoya a los productores de café que enfrentan a mercados de bajos precios de dos formas: el precio mínimo de Comercio Justo y los Fondos de Desarrollo Comunitario.

Precio Mínimo de Fair Trade
Cuando las cooperativas venden su café bajo los términos de Comercio Justo ellos reciben como mínimo $1,40 por libra de café. Para café orgánico incrementa a $1,70 por libra para tomar en cuenta los costos adicionales de producción. Los productores pueden ganar más allá de este precio mínimo basado en calidad y otros factores; este precio base fue planificado para momentos específicos como el presente, cuando el mercado comercial les falle.  Formar parte de una cooperativa, a menudo, fortalece a los pequeños productores para que mejoren su calidad o se conviertan en productores orgánicos y demanden mayores precios por sus granos.

Fondos de desarrollo comunitario
A más del precio mínimo (convencional u orgánico), los grupos de productores de Fair Trade reciben $0,20 por libra para invertir en sus comunidades y producción como ellos según vean conveniente. Esto permite a los productores la flexibilidad de tomar decisiones a la medida de sus necesidades específicas. Además apoya a invertir en calidad lo cual ayuda a grupos de apoyo a negociar sobre el costo estándar. Nuestro propio estudio demuestra que alrededor del 50% de todas las inversiones están enfocadas a proyectos de mejoramiento y productividad de calidad.

Los precios mínimos de Comercio Justo y los Fondos de Desarrollo Comunitario están generando decenas de millones de dólares en ingresos económicos adicionales cada año para las comunidades productoras de café. Cuando el mercado se ve sumergido en niveles de crisis, estos fondos adicionales son literalmente un salvavidas para estos agricultores y sus familias.

Hay un par de sutilezas en este artículo que quisiéramos destacar y corregir:

  • El solo hecho de que una cooperativa tenga certificación Fair Trade Certified™ no quiere decir que vende todo su café según las condiciones de Comercio Justo.  El artículo trata sobre la cooperativa de Rodrigo Carillo, que es parte de una gran organización que solo vende una pequeña parte de su producción según las condiciones de Comercio Justo.  En este caso, por desgracia los productores verán menos beneficios de Comercio Justo.  Por lo tanto, es de suma importancia que las marcas y los consumidores, que se preocupen por estos temas, pidan café con certificación Fair Trade Certified.
  • El hecho de que las cooperativas no vendan todo su café según las condiciones de Comercio Justo también es la razón por la que no es tan fácil “solo aumentar el precio mínimo de Comercio Justo”. Los productores temen que, al aumentar el precio, perderán la participación en el mercado.  En la actualidad, se asume que solo un 35% de todo el café con certificación Fair Trade Certified que se produce en todo el mundo se vende según las condiciones de Comercio Justo.
  • El artículo menciona que una diferencia de $0,40 por libra entre el precio mínimo de Comercio Justo y el precio que realmente se le paga a los productores, se destina a una compañía de exportación.  Si bien puede resultar alarmante, esto es lo que se conoce como precio franco a bordo (FOB) y también es la forma de medición del precio del mercado de materia prima, lo que quiere decir que se cubren todos los costos comerciales asociados con poner el producto en el mercado, incluidos el control de calidad y el transporte. En el caso de Comercio Justo, la compañía de exportación es la cooperativa, cuyos dueños y administradores son los mismos productores.

La volatilidad del precio del café es dura para todos los productores de café, incluso para los que forman parte de las cooperativas de Comercio Justo.  Nuestra organización ha pasado los últimos años impulsando la industria en favor de los productores de café; intentando crear consciencia de esta crisis, aumentar las compras de café con certificación Fair Trade Certified y apoyar a los productores en el campo.  Para lograr un cambio profundo y duradero, se necesita mucho más que Comercio Justo; va a requerir la colaboración de todo el sector.