Bizcocho de pomelo y aceite de oliva

Un giro con sabor cítrico al clásico favorito

Prueba este delicioso bizcocho cítrico de temporada mientras puedas. El sabor del pomelo alegrará tu día. Adaptada de Smitten Kitchen y preparada con ingredientes que llevan la certificación de Comercio Justo.

Bizcocho de pomelo y aceite de oliva

 

Ingredientes

El bizcocho

  • Mantequilla para el molde
  • 1 1/2 tazas de harina
  • 2 cdas. de ralladura de cáscara de pomelo fresca
  • 1/2 taza de azúcar en bruto que tenga la certificación de Comercio Justo
  • 1/2 taza de azúcar granulada que tenga la certificación de Comercio Justo
  • 1/2 taza de aceite de oliva
  • 2 huevos grandes
  • 1 cta. de polvo de hornear
  • 1/4 cta. de sal
  • 2 cdas. de jugo de pomelo recién exprimido
  • 1/3 taza de suero de mantequilla o yogur sin sabor

El almíbar

  • 2 cdas. de azúcar granulada que tenga la certificación de Comercio Justo
  • 1/3 taza de jugo de pomelo recién exprimido

El glaseado

  • 1 taza de azúcar impalpable que tenga la certificación de Comercio Justo
  • 2 cdas. de jugo de pomelo recién exprimido
  • Pizca de sal

Instrucciones de preparación

Preparar el bizcocho

  • Calentar el horno a 350 °F (177 °C).
  • Enmantecar y enharinar un molde de pan de 9 pulgadas (23 cm) por 5 pulgadas (13 cm).
  • En un bol grande, frotar la ralladura de pomelo con los azúcares usando las puntas de los dedos. Esto la machacará y ayudará a liberar la máxima cantidad posible de esencia de pomelo.
  • Incorporar el aceite mezclando con un batidor de alambre hasta que la mezcla esté homogénea.
  • Añadir los huevos uno por uno y mezclar con el batidor hasta que esté todo bien combinado.
  • Raspe el bol.

  • En un segundo bol mezclar la harina, el polvo de hornear, el bicarbonato de sodio y la sal.
  • En una taza para medir líquidos, combinar 2 cucharadas de jugo de pomelo y el suero de mantequilla o yogur.
  • Añadir la mezcla de harina y la mezcla de suero de mantequilla o yogur, alternándolas, a la mezcla de aceite y azúcar. Comenzar y terminar con la de harina.

  • Extender la masa en el molde, alisar la superficie superior y golpear suavemente el molde en la mesada un par de veces para que no queden burbujas de aire atrapadas.
  • Hornear por entre 45 minutos y 1 hora, hasta que al introducir un probador de bizcochos en el centro salga limpio.

Preparar el almíbar de pomelo

  • Combinar dos cucharadas de azúcar con 1/3 de taza de jugo de pomelo en una olla pequeña y cocinarlas a fuego lento hasta que se disuelva el azúcar.
  • Cuando el bizcocho esté pronto, dejarlo enfriar durante 10 minutos en el molde y luego darlo vuelta sobre una rejilla colocada encima de una bandeja.
  • Hacer pequeños agujeros en el bizcocho con una brocheta o un palillo, y luego esparcir el almíbar de pomelo sobre el bizcocho con una cuchara o pincel.
  • Dejar que el bizcocho se enfríe por completo mientras absorbe el almíbar.

Preparar el glaseado

  • Mezclar con batidor de alambre el azúcar impalpable, el jugo de pomelo y una pizca de sal en un bol, hasta que la mezcla esté homogénea.
  • Verter el glaseado encima del bizcocho después de que se haya enfriado y dejar que caiga de forma decorativa por los lados.